El quinto Beatle

Por: Magdalena Bombig “Dime, dime, dime la respuesta. Quizá seas una amante pero no sabes bailar, ¡Cuidado! Descontrol, Descontrol, Descontrol, ¡Cuidado! Porque aquí llega…” (“Helter Skelter”, The Beatles).

Cabello enmarañado, abundante barba y ojos perdidos; tal vez un hombre dolido y marcado por su infancia atroz, sin amor y contención, deseoso de realizar todos los pensamientos que lo atormentaban día a día.

La ambición de Charles Manson por ser un músico exitoso y reconocido comenzó a temprana edad, pero los delitos y las reiteradas visitas  a reformatorios y cárceles postergaron sus aspiraciones. Estuvo íntimamente ligado al mundo de la música. Era un fanático enfermizo  de Los Beatles, y su sueño era pertenecer a dicho grupo inglés.

Conoció a Dennis Wilson (baterista de los Beach Boys), quien formó parte de su clan, conocido como “La Familia”. Se vinculó además con el productor Terry Melcher, de quien esperaba que produjera su disco, algo que nunca sucedió. Gozaba manipulando a los demás. Sus ideas eran morbosas y sanguinarias.

No aceptaba el rechazo: era muy vengativo si no obtenía lo que deseaba de las personas. Uno de sus más conocidos crímenes fue el homicidio a la esposa de Roman Polansky, Sharon Tate, y de sus invitados. Esa misma noche, Manson y sus seguidores asesinaron también a la pareja  de Leno y Rosemary LaBianca, dejando como mensaje en la puerta de la heladera la leyenda “Helter Skelter”.

Dicha canción, del Álbum Blanco de Los Beatles fue la que inspiró en Manson tales crímenes. Él interpretaba que el tema era un anuncio del Apocalipsis: el hombre de raza negra alzaría una guerra contra los blancos aniquilando la estirpe totalmente. Según Manson, los únicos sobrevivientes serían él y sus seguidores, quienes se resguardarían en una ciudad subterránea de oro hasta que la inferioridad de la raza negra no pudiera seguir dominando laTierra. Entonces, se multiplicarían en número y dominarían el planeta, hasta que  Jesucristo volviera a reinar, secundado por cinco ángeles: John Lennon, Ringo Starr, Geoge Harrison, Paul McCartney y Charles W. Manson.

Anuncios